Made In: la aprobación del etiquetado obligatorio tendrá que esperar

17-09-2014

El etiquetado para el calzado europeo tendrá que esperar.

A pesar de que el pasado 15 de abril, la Eurocámara votó a favor de introducir la indicación obligatoria del país de origen en todos los productos fabricados en la Unión Europea (el llamado made in), su aprobación definitiva se pospondrá hasta que concluya un estudio sobre el impacto económico y los beneficios reales que supondría esta medida. A petición de Alemania, Reino Unido y otros países escandinavos, la Comisión Europea pondrá en marcha una investigación para conocer la viabilidad y el impacto económico que la implantación del etiquetado obligatorio tendría sobre las empresas productoras. Hasta que no se conozcan los resultados de este estudio, el Consejo Europeo no podrá ratificar la votación del Parlamento Europeo, algo que estaba previsto hacerse el pasado 1 de julio. Con toda probabilidad, este proceso se dilatará durante todo el presente año y no se harán públicas las conclusiones hasta principios de 2015.

La última palabra al respecto la tendrá el Consejo Europeo, organismo que deberá aprobar o rechazar por mayoría cualificada la propuesta del etiquetado.

La solicitud de esta investigación sobre la etiqueta made in no deja de ser una demostración más del enfrentamiento abierto entre los países del norte de Europa (Alemania, Austria, Reino Unido, etc.) y los del sur (España, Italia, Portugal, etc.). Por ello, en Bruselas ya se trabaja para encontrar la manera de desbloquear esta propuesta, la cual pasaría por «circunscribir» el etiquetado obligatorio a tan solo los sectores del textil, la confección y el calzado y renunciar a su aplicación en el resto de productos.

Fuente: Revista del Calzado. 13.08.2014

Deja un comentario

Agenda